La música romántica

La música romántica

La música romántica tiene un gran encanto y se encuentra enmarcada desde la época del romanticismo que para ese entonces este género se llamaba el romanticismo musical y estaba relacionada con la cultura, la literatura, las bellas artes y la filosofía.

La música romántica en  esa época expresaba sentimientos de emoción sentimiento e intuición expresando estas emociones para que la misma fuera captada por todos los públicos.

Luego apareció la época romántica mezcla establecida entre sí en el barroco o el clasicismo en las cuales las arias, coros, recitales y piezas musicales llegaron a perfeccionarla de tal manera que los tenores adquirieron importancia.

Los primeros escritores escribieron música nacionalista relacionada con cada país, los rusos expresaron danzas y canciones populares inspirada en la épica Finlandesa.  Más adelante apareció la flauta., se escribió música religiosa y profana.

Beethoven se convirtió en el modelo de su época por su música románticas con sus sinfonías, oratorios, música de cámara y lírica.  Ya para el siglo XX se utilizaron formas musicales más sentidas.

Luego con el tiempo en latinoamérica apareció el género musical de la balada romántica, música lenta con temas relacionados con el amor, se escribieron e interpretaron los boleros, el pop, soul el tango y el rock.

Los orígenes culturales de occidente trajeron los instrumentos musicales y aparecieron las orquesta sinfónica, los sintetizadores, guitarras eléctricas y electroacústicas, bajo, batería, voz, piano y percusión.

En México se escucharon las baladas románticas y en España se debutó con el festival de la canción en donde se presentaban diversos cantantes los cuales a través del tiempo se hicieron famosos.  Luego apareció el bolero.

El bolero es la expresión musical de gran sentimiento que ha sido interpretado en todos los países de latinoamérica, es una melodía romántica que llega a los corazones, la gente los escucha cuando está triste y cuando están enamorados.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion